El paradigma de la inteligencia espiritual

VIVENCIA INICIAL

El «punto Dios» en el cerebro   (publicado en 2003 por Leonardo Boff, teólogo brasileño)

Un frente avanzado de las ciencias está constituido hoy por el estudio del cerebro y de sus múltiples inteligencias. Se ha llegado a resultados significativos, también para la religión y la espiritualidad. Se destacan tres tipos de inteligencia. La primera es la inteligencia intelectual, el famoso CI (cociente de inteligencia), al que se dio tanta importancia durante todo el siglo XX. Es la inteligencia analítica, por la que elaboramos conceptos y hacemos ciencia. Con ella organizamos el mundo y solucionamos poroblemas objetivos.  La segunda es la inteligencia emocional, popularizada por el psicólogo y neurocienftífico de Harvard, David Goleman, con su conocido libro La inteligencia emocional (CE = cociente emocional). Él ha mostrado empíricamente lo que ya era una convicción de toda la tradición de pensadores, desde Platón, pasando por San Agustín, hasta culminar en Freud: la estructura de base del ser humano no es razón (logos) sino emoción (pathos). Somos, primariamente, seres de pasión, de empatía, de compasión, y sólo después, seres de razón. Cuando combinamos CI con CE conseguimos movilizarnos a nosotros mismos y a los demás.

La tercera es la inteligencia espiritual. La prueba empírica de su existencia deriva de investigaciones muy recientes, de los últimos diez años, realizadas por neurólogos, neuropsicólogos, neurolingüístas y técnicos en magnotoencefalografía (que estudian los campos magnéticos y eléctricos del cerebro). Según estos científicos, hay en nosotros otro tipo de inteligencia, científicamente verificable, por la cual no captamos datos, ideas o emociones, sino que percibimos los contextos mayores de nuestra vida, totalidades significativas, y que nos hace sentir nuestra vinculación al Todo. Nos hace sensibles a los valores, a cuestiones relacionadas con Dios, y a la transcendencia. Es la llamada inteligencia espiritual (CEs = cociente espiritual), porque es propio de la espiritualidad captar totalidades y orientarse por visiones transcentales.

Su base empírica reside en la biología de las neuronas. Se ha comprobado científicamente que la experiencia unificadora se origina en las oscilaciones neurales a 40 herzios, especialmente localizada en los lóbulos temporales. Se desencadena entonces una experiencia de exaltación y de intensa alegría como si estuviésemos ante una Presencia viva.  Inversamente, siempre que se abordan temas religiosos, como Dios, o valores que conciernen al sentido profundo de las cosas, no de una manera superficial sino con un involucramiento sincero ante ellos, se produce la misma excitación de 40 herzios.

Por esta razón, neurobiólogos como Persinger, Ramachandran y la física cuántica Danah Zohar han llamado a esa región de los lóbulos temporales como el «punto Dios».  Si esto es así, podemos decir en términos de proceso evolutivo: el universo ha evolucionado, durante miles de millones de años, hasta producir en el cerebro el instrumento que capacita al ser humano para percibir la Presencia de Dios, que siempre estaba allí, aunque de un modo no perceptible conscientemente. La existencia de este «punto Dios» representa una ventaja evolutiva de nuestra especie homo. Es una referencia de sentido para nuestra vida. La espiritualidad pertenece a lo humano y no es monopolio de las religiones. Antes bien, las religiones son una de las expresiones de ese «punto Dios».

Pregunta para reflexionar:

¿Definamos en nuestras propias palabras, lo que es inteligencia?

  • Vivimos hoy un redescubrimiento de las múltiples facetas de la inteligencia.  La inteligencia emocional, ya es una realidad entre nosotros. Y ahora vamos a abordar la inteligencia espiritual.

  •  El texto bíblico que nos resume la perspectiva del Nuevo Testamento sobre esta Inteligencia Espiritual es 1 Corintios 2: 6-16.  En él encontramos los siguientes trazos sobre la inteligencia espiritual.

1 Corintios 2:6-16  Sin embargo, hablamos sabiduría entre los que han alcanzado madurez; y sabiduría, no de este siglo, ni de los príncipes de este siglo, que perecen.
(7)  Mas hablamos sabiduría de Dios en misterio, la sabiduría oculta, la cual Dios predestinó antes de los siglos para nuestra gloria,
(8)  la que ninguno de los príncipes de este siglo conoció; porque si la hubieran conocido, nunca habrían crucificado al Señor de gloria.
(9)  Antes bien, como está escrito:  Cosas que ojo no vio, ni oído oyó,  Ni han subido en corazón de hombre,  Son las que Dios ha preparado para los que le ama
(10)  Pero Dios nos las reveló a nosotros por el Espíritu; porque el Espíritu todo lo escudriña, aun lo profundo de Dios.
(11)  Porque ¿quién de los hombres sabe las cosas del hombre, sino el espíritu del hombre que está en él? Así tampoco nadie conoció las cosas de Dios, sino el Espíritu de Dios.
(12)  Y nosotros no hemos recibido el espíritu del mundo, sino el Espíritu que proviene de Dios, para que sepamos lo que Dios nos ha concedido,
(13)  lo cual también hablamos, no con palabras enseñadas por sabiduría humana, sino con las que enseña el Espíritu, acomodando lo espiritual a lo espiritual.
(14)  Pero el hombre natural no percibe las cosas que son del Espíritu de Dios, porque para él son locura, y no las puede entender, porque se han de discernir espiritualmente.
(15)  En cambio el espiritual juzga todas las cosas; pero él no es juzgado de nadie.
(16)  Porque ¿quién conoció la mente del Señor? ¿Quién le instruirá?(C) Mas nosotros tenemos la mente de Cristo.

1.    Inteligencia Espiritual: Quien la tiene y Quien no la tiene!  

 a.    Maduros e  inmaduros (v. 6)

  • Pablo está hablando de que él expone esta sabiduría en medio de un grupo de personas experimentadas, aquellas que tienen madurez.

  • Hay en la Biblia una relación clara entre “iluminación”, conocimiento y madurez

Pido al Dios de nuestro Señor Jesucristo, al padre de gloria que os de Espíritu de Sabiduría y de Revelación en el conocimiento de El.  Mi oración es que los ojos de vuestro corazón sean iluminados, para que sepáis cual es la esperanza de su llamamiento….” (Efesios 1: 17-18)

  • La madurez cristiana se da a través de la iluminación de un contenido revelado por Dios, más que no nos libera de entenderlo también a través de nuestro conocimiento. Dios nos ilumina en la busca de conocimiento y este conocimiento iluminado produce la madurez cristiana.

  • La madurez cristiana se adquiere de la misma manera que adquirimos la madurez natural: Experiencia –  puede ser positiva o negativa, saludable o patológica. Lo cierto es que la suma de nuestras experiencias produce madurez.

  • Conocimiento – Nuestra madurez también es fruto del conocimiento que adquirimos.  Sea este conocimiento intelectual o no. Lo cierto es que el conocimiento de las cosas que aprendemos, nos va dando madurez.

  • Madurez espiritual es la misma cosa que el resultado de nuestras experiencias espirituales y del conocimiento que tenemos de Dios, de su Palabra, de su Reino. Así como madurez no tiene necesariamente que ver con la edad, la madurez espiritual no tiene que ver con los años de asistir a la iglesia. Ni tampoco con los años de caminar en la fe.  Esto significa que podríamos tener todo esto y aún ser “niños espirituales” (Hebreos 6: 11-14)

            b. Los pequeños y los gobernantes de este siglo (v. 6 y 10)

  • Los gobernantes aquí pueden ser tanto aquellos que tenían el liderazgo político de las naciones, como aquellos que eran los formadores de opinión; aquellos que dominaban la mente de las personas con sus ideas.

  • Estos no podían conocer o tener la Inteligencia Espiritual, pues estaban sumergidos en la sabiduría de su poder o de su propio conocimiento. O sea, estaban atrapados en su propio corazón.

             c. El Ser Espiritual y el Ser Natural (v.14)

  • El Ser Natural: Personas sin contacto vivo con el Espíritu Santo de Dios. Gente que discierne o entiende las cosas a partir del mundo natural, como si no existiese otra perspectiva.

  • El Ser Espiritual: Aquellos que tienen experiencias prácticas y capacidad de discernimiento espiritual.  Aquellos a quienes el Señor reveló (10). Aquellos a quienes el Espíritu abrió la cortina para poder ver la dimensión espiritual.

2. Las Características de la Inteligencia Espiritual

  • Es eterna ( v. 7). Dios le predestinó pues existía antes de que existiese toda la sabiduría que hoy conocemos. Esta inteligencia está presente hoy pues continúa siendo revelada por el Espíritu de Dios

  • Todavía no hemos visto todas sus manifestaciones plenas (9). Lo que tenemos de esta inteligencia, lo que hemos visto es apenas como “la punta del iceberg”. Este versículo nos anima a pensar con grandes expectativas.  Imaginemos como gente a veces despreciada, anónima en la historia, puede ser llena de una sabiduría, de una inteligencia que sobrepasa los límites de los tiempos y las épocas.

  • Esta inteligencia, nos es dada por el ser más íntimo de Dios (10-13): Pablo está aquí estableciendo la siguiente perspectiva: El Espíritu de Dios, conoce el corazón de Dios y es El quien trae esto para nosotros.  El nos invita, nos lleva, promueve un encuentro de intimidades. Por tanto no hay gloria ninguna en mi, en el hombre “natural”, pues es el Espíritu Santo el que me revela lo más profundo de Dios.   Por esto es que espiritualidad es definida como “El encuentro de nuestro Espíritu con el Espíritu de Dios”

  • La plenitud histórica de la inteligencia espiritual se encuentra en la revelación de la mente de Cristo (v16).  Dice que tenemos la mente de Cristo.

Si queremos saber que es inteligencia espiritual, solamente tenemos que mirar las actitudes de Jesús y descubrimos como El vivió, como El pensaba, como funcionaba su mente. Una guía para conocer y entender la Mente de Cristo

  • Como Jesús construía su día

  • Que principios gobernaban su vida

  • Cuáles eran sus prioridades

  • Cuáles eran los asuntos que abordaba en su oración

  • Cuáles eran sus sueños

  • Que cosas lo irritaban

  • Que cosas lo alegraban

  • A que lugares el acostumbraba ir

  • Como trataba a las personas

  • Como era su relación con Dios

  • Inteligencia Espiritual es tener la mente de Cristo. Cuando dice que tenemos la mente de Cristo, no está hablando de todo el mundo.  Está hablando de aquellos que tienen estas características en sus vidas.

3.Las confusiones, los mitos, medias verdades y mentiras en relación a la Inteligencia Espiritual

 1.     Como todo lo que Dios da, la Inteligencia Espiritual es para todos, más solamente algunos se benefician.  Así es la sabiduría espiritual, no es un privilegio de un grupo, no es un privilegio de “iniciados”.

 2.     La inteligencia espiritual, no excluye, no nula la inteligencia racional o la inteligencia emocional.  Par ser inteligente espiritualmente no es preciso caminar renunciando a lo intelectual o descuidar las emociones (por esto estudiamos antes la inteligencia emocional).  La inteligencia espiritual es la madre de todas las inteligencias pues nada en este mundo pudo haber sido creado por otra inteligencia que no tenga el toque mismo de Dios.

 3.     No precisa parecer locura para ser misteriosa.  No precisa ser irraconal.  La inteligencia Espiritual es algo concreto está aquí en la historia con nuestros pies plantados en ella.  No es una fuga hacia un mundo irreal..

INTELIGENCIA EMOCIONAL VS INTELIGENCIA ESPIRITUAL

Una perspectiva en el mundo de los negocios.  Por David Fischman

En los años 90 el concepto de la inteligencia emociona revolucionó la forma de percibir la capacidad de las personas para el trabajo. Hoy un nuevo concepto de inteligencia está emergiendo con fuerza, generando cambios aun más dramáticos: la inteligencia espiritual

Sebastián fue el estudiante más brillante del colegio, sacaba las mejores notas y conocía más de todos los temas.  Sin embargo, logró un limitado éxito. Fue despedido varias veces por generar conflictos y obstaculizar el trabajo en equipo. Sebastián tenía un alto coeficiente de inteligencia racional pero le faltaba inteligencia emocional para lograr el “éxito en la vida”.   Hoy numerosos estudios demuestran que la inteligencia racional no es suficiente. Se requiere, además, inteligencia emocional para salir adelante. Según Daniel Goleman, la inteligencia emocional es la capacidad de entender, de tomar conciencia y de manejar nuestras emociones y las de terceras personas. Sin embargo, eso no garantiza la felicidad.

Enrique es el Director General de una importante transnacional. Racionalmente, es muy inteligente, sabe trabajar en equipo, tiene empatía y mucho empuje, es tolerante y seguro de si mismo. Sin embargo, no está contento con lo que hace; se siente vacío y que a su vida le falta sentido. Enrique no entiende lo que le pasa porque sabe que tiene todo para sentirse bien: un extraordinario éxito profesional y material. Aparentemente, Enrique tiene inteligencia racional y emocional pero, quizás, le falte inteligencia espiritual para encontrar una mayor felicidad y sentido a la vida.

Hoy, el término inteligencia espiritual empieza a aparecer en los negocios. Expertos como Peter Senge, entre otros, lo mencionan en sus libros. Prestigiosas universidades americanas ofrecen cursos de pre-grado y post-grado de liderazgo y espiritualidad y de inteligencia espiritual. La inteligencia espiritual es similar a la inteligencia emocional pero llevada a un plano más profundo. Debemos ser conscientes de nuestras emociones, así como de nuestro espíritu. Además de saber manejar nuestras emociones, debemos manejar nuestro espíritu en nuestra actividad diaria. Debemos entender y manejar las emociones de terceros, pero entendiendo que todos somos una pequeña parte de un todo.

Una esponja húmeda esparce frescura y gotas de agua por doquier. Pero cuando no se recarga con más agua, pierde su flexibilidad, frescura y atractivo. Los seres humanos somos como esponjas. Al nacer estamos cargados de nuestra agua espiritual, pero a medida que crecemos la olvidamos y, como la esponja, nos secamos y perdemos nuestra frescura. Aquellas personas con inteligencia espiritual son conscientes de que son más que cuerpo, mente y emociones. Estas personas permanentemente recargan sus esponjas en el agua del espíritu. Lo hacen orando con devoción, entrando en silencio, practicando otras disciplinas espirituales, o simplemente ayudando al prójimo.  Inteligencia espiritual, además, implica traer nuestro espíritu a nuestra actividad en el trabajo.

 De nada sirve zambullirse en el agua espiritual y llegar al trabajo y ser un energúmeno.  Las personas con inteligencia espiritual incorporan a cada uno de sus actos las cualidades innatas del espíritu: compasión, amor, felicidad y paz. Además, son personas desapegadas, es decir, capaces de vivir en paz al margen de las dificultades. Eso no significa que sean irresponsables; al contrario, al tener mayor tranquilidad toman mejores decisiones.  Finalmente, las personas con inteligencia espiritual entienden y sienten que todos somos parte de un gran todo. Comprenden que hacer daño a otro esta también hacerse daño a uno mismo y que ayudar nos da una felicidad profunda.  En el plano espiritual todos estamos conectados.

Si las personas tuvieran más inteligencia espiritual se acabarían los conflictos laborales, los problemas interpersonales, la competencia interna. Además, se serviría al cliente no por la función sino porque le nacería a las personas. En el mundo se acabaría la pobreza extrema, las guerras y reinaría la paz.

RESUMEN DE ASPECTOS CLAVES DE LA INTELIGENCIA ESPIRITUAL


 

UNA VIVENCIAUna persona que se creía muy religiosa, vagaba por las calles necesitada, confundida y desesperada gritando lo siguiente:  Véndanme 1000 pesos de Dios en una bolsa de papel por favor. Quiero lo suficiente para masajear mi alma triste y mis sentimientos de culpa; lo suficiente para consolarme en mi aislamiento del mundo; lo suficiente para olvidarme de mi acelerado paso por el camino de la mediocridad.  Véndanme 1000 pesos de Dios en una bolsa de papel por favor.  Pero por favor, no me den tanto como para confrontarme con la necesidad de un cambio transformador; no tanto como cuestionar mi falta de propósito en la vida; no tanto como para convertirme en una nueva criatura que deja atrás las cosas viejas y encuentra en Jesucristo algo nuevo cada día.  Véndanme 1000 pesos de Dios en una bolsa de papel por favor…….

 

Somos este tipo de personas?   Cuál es la moraleja de esta historia?

            1.    Ya hemos visto que inteligencia es, más que la capacidad simple de entender o comprender algo, es la adquisición de una destreza o habilidad.  Espiritual, por otra parte, en su connotación original significa aliento, que es vida. Y viento,  que es poder.  Inteligencia espiritual tiene entonces que ver con la adquisición de habilidades de vida y de poder. Es por esto que puede decirse que en resumen, Inteligencia Espiritual es nuestra efectiva mayordomía de la Espiritualidad Integral.  El apóstol Juan, posiblemente lo colocaría como “ANDAR EN EL ESPÍRITU” que dicho de otra forma, puede ser:

 

“ Inteligencia Espiritual es la capacidad adquirida sobrenaturalmente, de experimentar la realidad de Dios, a través de la Obra poderosa del Espíritu Santo que mora en nosotros”

 

        2. En complemento a la definición anterior, se sabe que espiritualidad integral es:

 

“La práctica de una vida congruente con la voluntad de Dios, movida por un compromiso radical de ser guiados por el Espíritu Santo que mora en nosotros. inspirados por la propuesta de vida plena de Jesucristo y fieles a su ejemplo supremo de misión para la transformación del mundo en que vivimos”

 

        3.    Qué quiere decir, experimentar a Dios? Entender este concepto nos ayuda a integrar a Dios como experiencia dentro de nuestra historia personal y colectiva.  En la etimología

“Experiencia es la ciencia o conocimiento que el ser humano adquiere cuando sale de si mismo (ex) y procura comprender algo por todos sus lados (peri). La experiencia no es un conocimiento libresco o teórico. Más es adquirido en contacto con la realidad.  Experimentar a Dios tiene que ver entonces en salir de nosotros mismos y descubrir un contacto íntimo con Dios en toda su plenitud que hace transformar nuestra realidad humana en una realidad sobrenatural transformadora y libertadora”

 

4.    Sobre andar en el Espíritu; Ser llenos del Espíritu Santo o Ser Espirituales, la Biblia nos da las siguientes referencias prácticas:

 * Avivar el fuego del Don de Dios que está dentro de nosotros (2 Timoteo 1:6)

* No entristecer al Espíritu Santo que está dentro de nosotros (Efesios 4:30)

* Saber que somos templo de Dios y que el Espíritu de Dios vive en nosotros (1 Corintios 3:16)

* La blasfemia contra el Espíritu Santo, no será perdonada (Mateo 12:31)

* Sed llenos del Espíritu Santo (Efesios 5: 18)

* Creemos en el Evangelio y somos sellados con el Espíritu Santo de la promesa (Efesios 1:13)

 Lo afirmado por Teilhard de Chardin, tiene sentido para la inteligencia espiritual.

No somos seres humanos que tienen una experiencia espiritual.

Somos seres espirituales que tienen una experiencia humana”

Ejercicio de Auto-evaluación de Inteligencia Espiritual
 
Competencias o dones de Inteligencia Espiritual
 
Auto-evaluación (de 1 a 10)
 
1. Busco la guía del Espíritu Santo para la toma de mis decisiones en la vida y para saber el camino a seguir de acuerdo a la voluntad de Dios  (Juan 16:13)
 
 
2. Soy persona con sentido de visión y grandes expectativas para mi futuro, de mi familia, mi comunidad, del mundo en general (Hechos 2:17; 1 Corintios 2: 9-10)
 
 
3. Los otros pueden ver en mi vida frutos de: amor,  gozo, paz, paciencia, bondad, benignidad, fe, mansedumbre y templanza (Gálatas 5:22)
 
4. Los demás pueden hablar de mi como una persona no perezosa  en lo que requiere diligencia, ferviente en Espíritu, que sirve al Señor (Romanos 12:11)
 
5. Cuando otras personas caen en pecado o cometen faltas, mi actitud es de restaurarlas con espíritu de mansedumbre en vez de juzgarlas (Gálatas 6:1)
 
6. Puedo decir que vivo de manera digna, agradando en todo a Dios, dando fruto en toda buena obra y creciendo en el Conocimiento de Dios (Colosenses 1: 9-10)
 
7. Mi llenura del Espíritu Santo se expresa en tiempo de calidad para conversar con mi cónyuge. familiares inmediatos y  otras personas para enriquecimiento mutuo con experiencia de vida y alabanza a Dios (Efesios 5:18-19)
 
8. Mi práctica cristiana, más allá de mandatos religiosos, legalismos y reduccionismo, muestra que “experimento e imito a Dios” y ando en amor con mis acciones (Efesios 5:1-2)
 
9. Estoy consciente de mis limitaciones, desarrollo disciplinas espirituales para estar en intimidad con Dios y buscar de la plenitud de El para mi vida (Salmos 5: 1-3;  42:1)
 
10. Puedo decir con honestidad que en vez de estar en la carne, mi mente está puesta en el Espíritu y me trae vida y paz (Romanos 8: 6)
 
11. Estoy claramente  consciente de la necesidad de avivar el fuego de Dios que hay dentro de mi y que no hago cosas que entristezcan al Espíritu (Efesios 4:30)
 
12. En mi vida se practican claramente las prioridades del gran mandamiento: Amor a Dios que me da trascendencia; amor al prójimo que me da comunidad y amor a mi mismo que me da identidad (Marcos 12: 30-31)
13. Soy una persona no conformista, comprometida con el aprendizaje continuo, el cambio y la renovación integral de mi vida (Romanos 12:2)
 
14. Reconozco que mis dones y capacidades, son una dádiva espiritual en mi vida y me esfuerzo por una efectiva mayordomía de la multiforme gracia de Dios (1 Pedro 4:10)
 
15. Busco orientar mi vida a un permanente encuentro con la voluntad de Dios en todo lo que hago (1 Pedro 2:15)
 

Referencia:

UNIVERSIDAD DE EASTERN, MAESTRIA EN LIDERAZGO ORGANIZACIONAL, NTELIGENCIA ESPIRITUAL, MAYO DEL 2010.

Publicado el 24 diciembre, 2011 en Desarrollo Personal. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: